¿Empeñar tu auto o pedir un crédito al banco?

por | Jul 5, 2021 | Empeñar auto, Préstamo auto

Inicio / Blog / Empeñar auto / ¿Empeñar tu auto o pedir un crédito al banco?
Tiempo de lectura 5 min

Hay temporadas o situaciones donde se necesita gastar mucho dinero. Si son planeadas, pueden controlarse mejor, no obstante, en muchos casos ocurren de forma imprevista. Aquellos que cultivaron el hábito de ahorrar podrán solventar el problema, pero incluso puede ser insuficiente. Cuando esto ocurre, las personas inician la búsqueda de opciones. Son dos las más […]

Hay temporadas o situaciones donde se necesita gastar mucho dinero. Si son planeadas, pueden controlarse mejor, no obstante, en muchos casos ocurren de forma imprevista. Aquellos que cultivaron el hábito de ahorrar podrán solventar el problema, pero incluso puede ser insuficiente. Cuando esto ocurre, las personas inician la búsqueda de opciones. Son dos las más solicitadas: préstamos por auto o préstamos bancarios. ¿Cuál es la mejor? Consideramos que la primera, por razones que mencionaremos a continuación:

Préstamos bancarios

Muchas personas piensan que recurrir a un préstamo bancario es lo más viable para obtener dinero extra en comparación con otras opciones, como solicitar financiamiento en el trabajo o pedir prestado a algún familiar o amigo para iniciar un ventajoso negocio online o tratar un problema médico grave. Parece buena opción a primera vista, pero eso no significa que sea la mejor, ya que, en muchos casos, el préstamo no es otorgado.

Una de las ventajas es la seguridad implicada en el proceso de préstamo, tanto para el banco como para sus clientes; sin embargo, representa varios inconvenientes que no siempre son visibles hasta el plazo de pago. Entre ellos, destaca la Sociedad de Información Crediticia, que es mejor conocido como buró de crédito. Es ventajosa su existencia, sin duda, pero hay detalles que pueden resultar molestos para muchos.

Se trata de una empresa privada, dedicada a reunir y catalogar el historial crediticio de las personas que, en alguna etapa de su vida, contaron con una tarjeta de crédito, ya sea bancaria o departamental, o solicitaron algún tipo de crédito. Tal historial, corre en periodos de los últimos 72 meses y en él se incluye información, como saldos pagados con retraso o de forma puntual, cierre y apertura de cuentas, entre otros.

Ahora bien, si solicitaste un crédito para emprender tu propio negocio y tienes un problema crediticio en el periodo mencionado, te será negado, además no será posible solicitar ayuda en cualquier institución financiera. Se trata de una situación común a la que se suman otros inconvenientes, como el exceso de requisitos, complejidad del proceso, límite de crédito permitido (que se basa en el historial crediticio), llamadas o visitas frecuentes del banco (ya sea para cobrar el préstamo o mencionar varias ofertas) y esperas de autorización.

Es importante que las personas que pidan el crédito tengan buena educación financiera y hábitos de ahorro, ya que, si se proporciona el dinero, los intereses que manejan las instituciones y de la que obtienen las ganancias del préstamo pueden causarles muchos dolores de cabeza o desestabilizarlos en medio del plazo de pago.

Empeño de autos

Si lo que buscas es dinero de forma inmediata, los préstamos bancarios no son una buena opción. En su lugar, te recomendamos el préstamo prendario, que no es tan complicado. La gran ventaja del empeño es que no se necesitan verificaciones del buró de crédito, además, no recibes molestas llamadas y el dinero puedes obtenerlo con un objeto de valor en tu hogar, que quizá no utilices o mantengas como activo en caso de urgencias. Debes cederlo, pero no se pierde el objeto como garantía y puedes recuperarlo antes del plazo convenido.

Ahora bien, las casas de préstamo prendario convencionales tienen un inconveniente: ofrecen poco dinero por los artículos empeñados. Afortunadamente, existe otra opción que mantiene las ventajas del empeño convencional y añade otras, por ejemplo, la posibilidad de obtener desde decenas hasta cientos de miles de pesos. Nos referimos a los préstamos por auto, que permiten a los mexicanos, que no cumplen con los criterios para ser sujetos de crédito, obtener una forma de solucionar sus problemas económicos.

Los trámites para recibir préstamos por autoson sencillos, aunque la complejidad varía según las modalidades de empeño, que suelen ser dos: con resguardo o sin resguardo. La primera es la más rápida e implica dejar los vehículos en las instalaciones, además es la que proporciona más dinero, ya que puede obtenerse hasta el 70% del valor del vehículo.

La otra opción de préstamo auto permite a los propietarios llevarse su vehículo para que no dejen de usarlo. Es una diferencia notable en comparación con las casas de empeño convencionales, donde los bienes no pueden salir de la tienda hasta que el pago se complete, además es muy ventajoso para quienes dependen de sus vehículos para sus tareas diarias. Para realizar el intercambio, se piden algunos documentos, como:

  • Factura original con endosos consecutivos y firmas autógrafas y congruentes cronológicamente.
  • Placas vigentes de circulación.
  • Tarjeta de circulación vigente.
  • Pagos de derecho de tenencia vehicular y comprobante de pago oficial.
  • Tener las verificaciones al corriente, aunque esto varía.
  • Identificación oficial y comprobante de domicilio.
  • También suele pedirse que el vehículo tenga una antigüedad menor a diez años.

Si necesitas dinero rápido y seguro, solicita nuestro servicio de empeño de auto. Programa una cita a través de la línea (55) 6845 0000 o completa el formulario disponible en nuestro sitio web y nos comunicaremos de inmediato.

0 comentarios

Artículos Relacionados

Oscar

Oscar